SWIFT

Terapia por microondas para verrugas plantares

DESCARGAS         SOLICITA + INFO

La solución del futuro para un problema del presente.
La energía de microondas es ampliamente utilizada en los diversos campos médicos para incrementar la temperatura de los tejidos y eliminar celulas de forma precisa y localizada. Ahora está disponible en podología.
swift-02

LAS TRES DIFERENCIAS CLAVE DE SWIFT

Consistencia: un tratamiento repetible con resultados predecibles
Limpieza: sin humo, sin anestesia, sin apósitos posteriores al procedimiento y desbridamiento mínimo
Comodidad: posibilidad de citas mucho más cortas
swift-02

LAS TRES DIFERENCIAS CLAVE DE SWIFT

Consistencia: un tratamiento repetible con resultados predecibles
Limpieza: sin humo, sin anestesia, sin apósitos posteriores al procedimiento y desbridamiento mínimo
Comodidad: posibilidad de citas mucho más cortas

TRATAMIENTOS MÁS RÁPIDOS

El uso de la energía de microondas es lo que hace que el tratamiento Swift sea tan rápido. Swift entrega una dosis de energía precisa y altamente controlada a una profundidad predeterminada en la piel.

TRATAMIENTOS MÁS RÁPIDOS

El uso de la energía de microondas es lo que hace que el tratamiento Swift sea tan rápido. Swift entrega una dosis de energía precisa y altamente controlada a una profundidad predeterminada en la piel.

TERAPIA CON MICROONDAS

La última parte es crucial, y es lo que distingue a Swift de los tratamientos tradicionales. A medida que las microondas viajan a una profundidad predeterminada, no rompen la superficie de la piel y destruyen el tejido desde el punto de aplicación, como la crioterapia, el ácido salicílico o la ablación con láser. Tan pronto como comience el tratamiento, las microondas están trabajando dentro de ese campo definido, y no más profundo. Las moléculas de agua dentro del tejido comienzan a colisionar y crean energía de calor localizada, tratando rápidamente todo el tejido infectado dentro de esa área.

TERAPIA CON MICROONDAS

La última parte es crucial, y es lo que distingue a Swift de los tratamientos tradicionales. A medida que las microondas viajan a una profundidad predeterminada, no rompen la superficie de la piel y destruyen el tejido desde el punto de aplicación, como la crioterapia, el ácido salicílico o la ablación con láser. Tan pronto como comience el tratamiento, las microondas están trabajando dentro de ese campo definido, y no más profundo. Las moléculas de agua dentro del tejido comienzan a colisionar y crean energía de calor localizada, tratando rápidamente todo el tejido infectado dentro de esa área.